El obispo Guglielmone anuncia la cancelación de las misas públicas de Semana Santa

Un hombre reza el 21 de marzo de 2020 en la Iglesia de San Patricio en Huntington, Nueva York, durante la pandemia de coronavirus. (Foto CNS-Gregory A. Shemitz, católico de Long Island)

Nuestro obispo Robert E. Guglielmone emitió un memorando el 24 de marzo sobre las misas de Semana Santa e información sobre la continuación de medidas que se han tomado prudencialmente para proteger a los fieles durante la pandemia de COVID-19.

En su memorando, declaró que las Misas públicas continuarán suspendidas hasta nuevo aviso.

“Aunque esperábamos abrir las puertas de nuestra iglesia a los fieles más temprano que tarde, la propagación continua del COVID-19 nos prohibirá hacerlo. Continuaremos celebrando la misa de manera virtual hasta nuevo aviso, lo cual incluye la Semana Santa y el domingo de Pascua”, declaró el obispo en su memorando.

Las misas de Semana Santa se transmitirán en vivo desde el Centro Pastoral. Los enlaces se pueden encontrar en la página de respuesta COVID-19 del sitio web diocesano.

  • Domingo de Ramos, 5 de abril: misa en inglés a las 11 a.m. y en español a las 12:30 p.m.
  • Lunes 6 de abril: misa a las 8:30 a.m.
  • Martes 7 de abril: Misa Crismal a las 11 a.m.
  • Miércoles 8 de abril: misa a las 8:30 a.m.
  • Jueves Santo, 9 de abril: Liturgia de la Cena del Señor a las 8 p.m.
  • Viernes Santo, 10 de abril: liturgia a las 3 p.m.
  • Vigilia de Pascua, 11 de abril: misa a las 8 p.m.
  • Domingo de Pascua, 12 de abril: misa en inglés a las 11 a.m. y en español a las 12:30 p.m.

El obispo Guglielmone dijo que las iglesias permanecerán abiertas para la oración privada, pero no se permitirá la adoración en una custodia expuesta.

El obispo también señaló que todos los católicos están dispensados ​​del ayuno y la abstinencia durante la Cuaresma, excepto el Viernes Santo.

Con respecto a la penitencia y el Sacramento de la Reconciliación, la Santa Sede ha ofrecido una indulgencia. Lea más sobre indulgencias del Vaticano aquí y el Sacramento de la Reconciliación.

El obispo Guglielmone también expresó su gratitud a sus sacerdotes y a todas las personas que han continuado brindando salidas de fe y llegando a sus hermanos y hermanas durante este tiempo sin precedentes, a medida que las liturgias y las devociones se trasladan al mundo virtual.

“He escuchado de tanta gente que están agradecidos por nuestros esfuerzos para llevar la fe a sus hogares”, dijo.


Bishop Guglielmone announces cancellation of public Holy Week Masses